We're in Vegas for Latino Tax Fest! Leave us a message and we'll get back to you as soon as possible.

Enseñando a estudiantes adultos

woman teaching group of adults
(Aproximadamente 6 minutos de lectura)

La información recopilada para este artículo tiene como objetivo ayudar a los instructores de impuestos de LTP, a otros preparadores de impuestos y propietarios de negocios de oficinas de impuestos interesados en impartir clases de impuestos a desarrollar estrategias de enseñanza para mejorar el aprendizaje y la retención de los estudiantes.

Aportes  

  • Debe considerar el entorno de la clase y su impacto en el aprendizaje de los estudiantes y la retención de información.
  • Utilice su experiencia y conocimiento en la preparación de impuestos como una herramienta de enseñanza.
  • Ningún curso puede ofrecer todas las historias que lleva en tu mente.
  • Los formularios de impuestos son herramientas de trabajo y de enseñanza esenciales; utilícelos.
  • No se deje llevar por la ilusión de que lo único que los estudiantes deben aprender es ingresar la información en el software.

Cómo enseñar a los estudiantes adultos

Sería útil si considerara varios factores que influyen en el aprendizaje de los estudiantes adultos para mejorar su entorno de clase y las estrategias de enseñanza.  Incorpore la información en sus planes de lecciones y observe cuidadosamente su impacto en la clase. A continuación, presento tres factores que afectan el aprendizaje, la persistencia y la retención de los estudiantes adultos. 

Factores básicos:

  • Edad y nivel académico. En general, la demografía de los estudiantes en su clase incluirá adultos y estudiantes no tradicionales. Las edades y el nivel educativo de estas personas pueden variar considerablemente. Algunos estudiantes emigran de su país natal y están altamente educados. ¡No se preocupes por esto! Tienen conocimiento y práctica en contabilidad y teneduría de libros, pero no conocen la ley tributaria federal de Estados Unidos. ¡Usted sí! Tenga confianza.

  • Motivación personal. La motivación personal en sus estudiantes varía dependiendo de factores como los planes profesionales futuros, la razón para tomar la clase, su inteligencia social y su capacidad para desarrollar o construir relaciones. Los estudiantes con mejor inteligencia social son más rápidos para establecer asociaciones con otros, son buenos para iniciar conversaciones y aprenden rápido.

  • Factores psicosociales. Estos factores incluyen el tipo vida de los estudiantes, su situación socioeconómica y la estabilidad emocional de su hogar. 

Todos estos factores determinan el nivel de atención y retención de información del estudiante. Usted no es responsable de mejorar estos factores, pero puede contribuir positivamente creando un ambiente donde los estudiantes se sientan cómodos y puedan compartir sus ideas abiertamente. Evite usar palabras como no, jamás, nunca, siempre, todos, nadie, etc.  Estas palabras absolutas impiden que los estudiantes hagan preguntas, expresen ideas o inicien una conversación que podría beneficiar a la clase. Eso sí, hay que tener cuidado de que los alumnos no tomen el control de la clase y generen conversaciones fuera del tema.

 


Métodos de enseñanza para adultos

En resumen, un estudiante adulto puede no tener las habilidades de los niños para absorber toda la información, pero tienen experiencias que los ayudan a relacionarse con lo que aprenden. Estas experiencias les ayudan a conceptualizar sus conocimientos al conectarlos con sus experiencias profesionales y personales. Los estudiantes adultos prestan más atención y retienen más información cuando pueden relacionarse con el tema.

Consideremos tres métodos de enseñanza con la que los estudiantes adultos pueden beneficiarse:

  1. Aprendizaje cruzado. Este método se logra relacionando la información de su tema con situaciones de la vida real que los estudiantes adultos pueden reconocer. Esta conexión con la situación de la vida aumenta el interés y la motivación. Comparta las historias de sus clientes tributarios y conéctelos con la información fiscal que está presentando. No utilice la información personal de los clientes en los ejemplos. Hable sobre cómo lidió con esa situación en particular, qué información encontró y qué soluciones presentó a su cliente para resolver la situación fiscal.

  2. Aprendizaje emocional. Este método le permite utilizar algunas condiciones emocionales para atraer la atención de los estudiantes. A veces, los clientes pasan por una pérdida y aún tienen que reportar esta pérdida en sus declaraciones de impuestos. Utilice algunas de estas situaciones para revisar los requisitos de crédito fiscal y todo lo involucrado en este proceso. Recuerde, no use información personal en los ejemplos. No obligue a los alumnos a compartir situaciones personales, especialmente si pierden a un ser querido.  Puede preguntarles, por ejemplo, si tienen mascotas y si, según la información que aprendieron, podrían reclamarlos como dependientes. Esto puede ayudarlo a revisar los requisitos de residencia, apoyo, relación y otros.

  3. Aprendizaje a través de la argumentación. Este método utiliza preguntas para generar la participación de los estudiantes. Es posible desarrollar una secuencia de preguntas que lleven a los estudiantes a visualizar el panorama tributario presentado por el instructor. Por ejemplo, puede comenzar preguntando qué tipo de ingresos recibe, si se trata de ingresos ganados o no ganados, qué formulario recibe al final del año, si esos ingresos se reportan en el Formulario 1040 y en qué línea. O puede comenzar rápidamente preguntando por qué hay dos columnas en el formulario 1040, líneas 2 a 6.

Para establecer la relación entre el aprendizaje cruzado, el aprendizaje emocional y el aprendizaje a través de la argumentación, debemos considerar lo que identificamos anteriormente como inteligencia múltiple. La inteligencia múltiple define tres estilos de aprendizaje el visual, el oral y el kinestésico.




Pero ¿cómo lo hacemos?

Pues bien, si al leer su artículo empezó a pensar que no va a ser fácil, que va a ser imposible, que no puede hacerlo, y otras expresiones que no están permitidas en esta publicación, entonces está en el camino correcto para convertirse en un instructor. Nada en este mundo que valga la pena es fácil de hacer. Por lo tanto, obtenga sus herramientas y comience a practicar. La práctica hace la perfección. ¡Roma no se construyó en un día! La mejor manera de comenzar es presentando el tema que desea enseñar, estableciendo una relación con una situación de la vida real y desarrollando una serie de preguntas para mejorar la participación de los estudiantes. Es posible presentar segmentos de los formularios para indicar, por ejemplo, dónde se reportan las diferentes formas de ingresos mientras se muestra un ejemplo para cada tipo de ingreso en una conversación.

Si tiene una clase en persona, es fácil usar los formularios de ingresos, las hojas de trabajo, los anexos y cómo fluye la información al Formulario 1040.  

Imagine hacer las siguientes preguntas: 

  1. ¿Quién conoce a alguien que recibe beneficios del Seguro Social?
  2. ¿Cuántos años tiene?
  3. ¿Qué otro tipo de ingresos recibe?
  4. ¿Presenta su declaración de impuestos?
  5. ¿Cree que esta persona puede continuar trabajando si recibe beneficios del Seguro Social?

Conclusión

Al considerar la demografía de los estudiantes puede ayudarle a mejorar sus estrategias de enseñanza y retención de información a los estudiantes y le ayudará a desarrollar un mejor ambiente de clase.

 

Escrito por:

Fernando Cabrera Headshot

Fernando Cabrera, Coordinador Nacional de Educación de Latino Tax Pro